martes, 15 de septiembre de 2009

Septiembre 13

-->
No recuerdo la última vez que me senté en el PC y me puse los audífonos cerré mis ojos y, escuchando en silencio, lloraba como una niña desconsolada. Cuando me siento deprimida (y es la mayor parte del tiempo) me gusta escuchar aquella música que logra en mi cierta venenosa tranquilidad, y lo digo porque esas ondas sonoras trabajan en mí hasta hacer del dolor un placer, es decir, convierte mi tristeza y angustia en sensaciones dulcemente agonizantes.
No miento al decir que al escuchar todos los audios propuestos hasta hoy, llore de la manera como se puede llorar cuando se tiene dentro una pena tan honda que se ha robado tus ganas de siquiera mover tus ojos y que ha traído a tu mente la loca idea de que no tienes mas lagrimas que brotar. Estuve entre el dolor de escuchar aquello que me remonta a una realidad que aun por momentos me cuesta manejar, y entre el deseo de seguir sufriendo al escucharlo, porque se que es estrictamente necesario que lo haga. Intentare hacerme mas explicita: estoy completamente deacuerdo en que tu eres tus pensamientos, no se si realmente exista un Dios, o aquello que suelen llamar aura, energía, vibra, pero si creo fielmente que tu perspectiva y forma de mirar tu vida determina sino en todo al menos en el 90% tu futuro. Estoy deacuerdo que debes enfocarte en tu progreso, tener sueños, metas, ilusiones, y en la medida de lo posible lograrlas!!!! Lo que las personas ven de ti, es lo que proyectas. Si proyectas inseguridad eso verán, si proyectas pesimismo eso verán en ti.
Los audios hablan de tu mas grande sueño, te ponen a analizar si vives realmente tu vida o solamente estas sobreviviendo a ella. Esto me parece importante sobremanera. Desde muy pequeña tengo la manía o costumbre de perderme en la observación del otro, su comportamiento, sus palabras, como mueve sus manos al hablar, como mira hasta como respira; puede parecer algo realmente excéntrico y probablemente sea así, pero a mi eso me ha proporcionado tener una visión amplia, un análisis si bien es cierto no científico, al menos, si profundo, de lo que sucede en las personas que para bien o para mal han pasado por mi foco de observación. Además que debo anotar que aquello me produce un placer indescriptible, no solo obtengo la visión o concluyo a partir de lo que observo sino que pretendo incidir en esa persona, ayudarla si ella me da la oportunidad de hacerlo. Esto último, el hecho de ayudar a las personas, es mi mayor placer, aconsejar, abrazar
cuando un amigo lo necesita, acompañar etc. No me considero una persona capaz de negar una ayuda si puedo darla. No podría vivir con eso.
Pero también soy consciente de que todos necesitamos ayuda y de que yo solo soy una mujer, no puedo solucionar problemas ajenos, pero al menos si puedo aportar con mis palabras, mis experiencias, mi comportamiento a aquellas personas que así lo quieran. Soy de las mujeres que piensa que las personas llegan y se van, como todo en la vida, pero me encanta y trabajo diariamente porque cuando sea el momento de partir esas personas se lleven una partesita de mi que los haya marcado positivamente; para mi, eso lo mas gratificante que he podido experimentar en mi corta edad. Soy educadora y desde mi disciplina me esfuerzo diariamente porque ese objetivo no se borre y llevarlo a cabo, interactuó con adolescentes a los que les he dado el apoyo, el abrazo, el gesto las palabras y hasta el regaño que yo habría querido tener cuando fui adolescente, interactuó con niños a los que los doy el abrazo el beso, la sonrisa, la caricia y hasta el chiste para alegrar sus días, todo lo que anhele de niña. Con mis amigos me pasa igual. Eso me lleva a pensar que intento darles a los demás aquello de lo que carecí en algún momento de mi vida, todos los días lo hago, de la forma más simple, porque valoro mas los detalles. Y me siento bien haciéndolo, es placentero para mi poder experimentar o presenciar la transformación de alguien que ha aprendido algo de lo que yo humildemente he intentado mostrar. Y no porque yo tenga la verdad, solo es que para bien o para mal la vida me mostro su lado desagradable desde muy temprano y me vi obligada a crecer y madurar como persona quizá antes de lo que debía hacerlo. Y todas esas carencias todos esos abrazos, consejos, besos, compañía anhelados en momentos muy tristes para mi, los doy diariamente a las personas que me rodean, si hice sonreír a alguien así fuera dos minutos, eso me alegra tanto. Pero también me encuentro extrañamente afectada: porque siento que estoy aquí para ayudar a los demás, desde mi rol de educadora, de amiga, de madre, de mujer, pero siento que me estoy secando por dentro, ¿es porque doy lo que no tengo? No, es imposible que puedas dar aquello que no tienes, entonces ¿por que me siento tan sola y seca? Es realmente extraño. ¿Será porque ayudar es mi esencia pero tengo que interiorizar que eso no llenara vacios imposibles de llenar?
Hasta ahora no había tenido la oportunidad de escuchar audios de este tipo, pero me han parecido sumamente interesantes y hasta catárticos si se quiere, he llorado todas las veces que los escuche y la verdad no puedo explicar bien por que, pero en el momento de escribir estas líneas, siento como si estuviera ligera, es decir, como si con las lagrimas brotadas se hubiera ido un peso amargo temporalmente.
Agradezco sinceramente la oportunidad que me han dado de ser parte de ese pensamiento social que apenas se esta gestando y que con compromiso esfuerzo y dedicación se solidificara.
Pd: aun no me siento preparada para responder las preguntas, estoy confundida.
Pd2: me disculpo por la ausencia de tildes, puntos y redacción en general. Pero por primera vez la redacción paso a un segundo plano en unas líneas de mi autoría. Que no se me vuelva costumbre jejeje.
Angelica Maria Castro

2 comentarios:

  1. Me parece encantador que te hayas abierto tanto y que interiorizaras los audios de esta manera, es inspirador y motivador leer lo que escribes, porque me hace pensar que hay personas a quienes de verdad les interesa ayudar a otros, que hay mujeres como tu que se analizan y ven mas alla de sus narices y que estamos formando un grupo en el que podemos hablar libremente y sentir que podemos hacer algo mas con nuestra vidas.
    Carolina

    ResponderEliminar
  2. Tengo el sentimiento que estas palabras estaban guardadas en lo mâs profundo de tu ser, y que encontraron en los audios una luz de confianza para ser expresadas. Gracias por confiarnos tus tan callados anhelos.
    Saludos

    ResponderEliminar

Entradas populares

Enlaces de Interés

Google+ Followers

Seguidores